BLOG

30 factores para un link building de calidad

El link building (o linkbuilding) es la parte del posicionamiento web relacionada con la obtención o creación de enlaces externos que apunten a tu página web. Estos enlaces sirven a Google como indicador de relevancia o fuerza de tu portal y son imprescindibles a día de hoy para un correcto posicionamiento. En este post analizaremos 30 claves a tener en cuenta para realizar un trabajo de link building de calidad y sin riesgos.

link building

1. Naturalidad

Es el principio más importante que debes tener en cuenta. Intenta aparentar que no estás haciendo link building. Puedes usar como referencia el patrón de enlaces de los portales de éxito.

2. Variedad de anchors

El anchor text debe ser lo más variado posible. Incluye anchors de distinto tipo y con diferente contenido.

3. Enlaces de marca y url

Un 40-50% de tus enlaces deben ser enlaces que incluyan tu marca o tu dominio. Este tipo de enlaces dotan a tu estrategia de naturalidad y son por tanto muy seguros. Varía entre todas las posibilidades de las que dispongas.

Ejemplos: I-Decoración, I-Decoracion, i-decoracion.com, www.i-decoracion.com, http://www.i-decoracion.com

4. Enlaces de keyword exacto

Los enlaces de keyword son enlaces más agresivos que buscan posicionar palabras clave concretas. Nuevamente debes variar el anchor lo más posible. Lo más seguro es no superar el 20% de enlaces de este tipo, aunque este número puede ser superior en páginas con alta respuesta de usuario.

Ejemplos: decoración de salones, decoración, decoración de cocinas…

5. Enlaces de frase

Son combinaciones de las anteriores y pueden ser más agresivas o más seguras en función de cómo se utilice las keyword. 20-30% es una buena referencia para este tipo de enlaces, variando entre más y menos agresivos.

Ejemplos: este artículo sobre decoración de cocinas, en el portal I-Decoracion.com, etc.

6. Enlaces de relleno, nexo o de acción

Son enlaces muy naturales que utilizan palabras nada relacionadas ni con la marca ni con la palabra clave. Incluirlos en un 10-15% de las ocasiones es una buena práctica.

Ejemplos: en este post, aquí, esta fuente…

7. Variedad de destinos

Enlaza tanto a portada como a otras secciones de tu portal. Destinar un 50% de los enlaces a portada es una buena práctica, aunque si la portada no es realmente un objetivo SEO, puedes reducir ese valor.

8. Tiempos

Distribuye tus enlaces como mínimo a lo largo de 6 meses. No es bueno enlazar muy fuerte en las fases iniciales y después reducir el ritmo drásticamente. Si dispones de muchos recursos distribúyelos entonces a lo largo de todo un año.

9. Ubicación de los enlaces

La mayoría de tus enlaces deberían estar ubicados dentro de artículos. Podemos combinarlos con enlaces de tipo menú o footer, pero empleando estos en mucha menor medida.

10. Contexto

Cuando nuestro enlace esté dentro de un artículo o un contenido similar, es bueno rodearlo de contexto que dote al enlace de mayor relevancia ante ciertas palabras clave, es decir, intentar que el artículo hable de aquello que queremos posicionar. Cuando el enlace no sea agresivo, podemos también incluir keywords cerca del enlace.

11. Imágenes y alt

Cuando el enlace sea una imagen, el alt de dicha imagen juega un papel importante, pues le indica a Google qué contiene la imagen y por tanto el alt funciona a modo de anchor.

Ejemplo: <a href=”…”><img src=”…” alt=”Perros” /></a>

12. Sin reciprocidad

Evita enlazarte de forma recíproca entre 2 dominios. Esto es, si un dominio A enlaza a otro B, entonces B no debe enlazar a A. Si lo haces pocas veces no es negativo, pero los enlaces tendrán menos fuerza. Si lo haces de forma masiva, podría llegar a ser perjudicial.

13. Bucle de enlaces

Tampoco debes generar ruedas cerradas de enlaces al estilo de A->B->C->D->A, pues igualmente representan cierta reciprocidad.

14. Variedad de IP

Intenta variar la dirección IP de los dominios que te enlazan. Si recibes muchos enlaces desde la misma IP no es natural.

15. Variedad de clases C

En la misma línea, cuanto más diferentes sean las IPs, más natural será tu patrón de enlaces. Variar la clase C de tus enlaces también es bueno.

16. Variedad de redes

No debes abusar intercambiando enlaces entre 2 redes de portales. Aunque a nivel de dominio no haya reciprocidad, si muchos dominios de tu red enlazan a otra red, y viceversa, se pierde naturalidad. Google detecta perfectamente las redes, por lo que si haces intercambios, no abuses, o busca redes diferentes.

17. Medir los enlaces

Aprende a medir la calidad de un enlace. Debes tener en cuenta métricas tanto de fuerza como de visibilidad.

18. Proporción enlaces salientes y entrantes

Si un dominio tiene muchos más enlaces salientes que entrantes, es decir, si tiene poca fuerza, cada enlace transmitirá poca fuerza. El enlace tendrá valor, pero menos que si sacara pocos enlaces.

19. Distancia a portada

En la casi totalidad de los portales, la página que más fuerza tiene dentro de un portal es la portada. Es frecuente que cuanto más lejos está una sección de la portada, menos fuerza recibe (salvo si dicha sección recibe enlaces propios o está cerca de una sección con mucha fuerza).

Si colocas un enlace a mucha distancia de portada, podría tener poca fuerza. Valora por tanto en mayor medida aquellos enlaces que permanezcan más tiempo en portada.

20. Enlaces nofollow

Aunque teóricamente los enlaces nofollow son ignorados por Google, esto no es del todo exacto. Un patrón de enlaces natural debe tener enlaces nofollow. Incluye algunos en tu estrategia de link building.

21. Enlaces con tráfico

Si tu enlace recibe clics y por tanto te genera visitas, será más valioso, al transmitir respuesta de usuario.

22. Disavow

Si estás convencido de tener una gran cantidad de enlaces tóxicos o de baja calidad, utiliza la herramienta Disavow de Google para desautorizarlos.

23. Calidad antes que cantidad

Un enlace de calidad vale mucho más que varios de menor calidad. Prioriza siempre los enlaces por su calidad, en vez de buscar una mayor cantidad.

24. Temática

Busca enlaces de temática similar. Cuando esto no sea posible, intenta al menos que el contexto trate de dicha temática.

25. Distancia entre dominios

Además de por la IP, varios dominios pueden estar muy vinculados entre sí. Una misma cuenta de Analytics o de Adsense, pero también un enlazado fuerte entre ellos, o el mismo Whois, pueden sugerir a Google la relación entre ellos.

No debes recibir demasiados enlaces desde dominios muy cercanos entre sí.

26. Varios enlaces de un mismo portal

Varios enlaces desde el mismo portal tienen más valor que uno solo, aunque menos que varios desde diferentes portales (con las mismas métricas). Si el coste de conseguir más de un enlace en un portal no es muy alto, consíguelo.

27. Enlaza a tus enlaces

Si dispones de recursos suficientes, puedes destinar algunos de ellos a enlazar a los artículos que te enlacen a ti. Así dichos enlaces tendrán más fuerza.

28. Enlaces de referencia

Si en el mismo artículo que te enlaza, se enlazan otras fuentes de gran relevancia, es positivo. Los enlaces de referencia sugieren que el autor del post sabe reconocer las fuentes de prestigio, y tu enlace por tanto será más creíble.

29. SEO onpage y respuesta de usuario

Combina tus acciones de link building con los otros dos pilares del SEO: el SEO onpage y la respuesta de usuario.

Si uno de estos pilares está mal trabajado, los otros dos pierden eficiencia. La fórmula más rentable es equilibrar los 3 factores de forma pareja.

30.- Naturalidad

Es la clave del linkbuilding y tan importante que merece la pena empezar y acabar el post con esta referencia: Busca la naturalidad.

(5/5) de 8 votos.